Disfruta de una casa rural con tu compañero canino.

Disfruta de una casa rural con tu compañero canino.

Disfruta de una casa rural con tu compañero canino.

Disfrutar de una casa rural en compañía de nuestro perro es cada vez más sencillo. Y es que cada día somos más los amantes de los perros que disfrutamos cuidando de nuestras mascotas. Se podría decir que la comunidad de amantes de los perros está en aumento.

Hace apenas algunos años era casi imposible conseguir hospedaje de calidad en el que se admitieran mascotas, pero a día de hoy, la demanda a crecido tanto que son muchos los hoteles, albergues y casas rurales que nos permiten ir con nuestra mascota. Este crecimiento de la demanda de hoteles accesibles a las mascotas esta propiciando que la oferta sea cada vez más amplía. Esto nos da la oportunidad de visitar un gran número de lugares de naturaleza rural y disfrutar de la experiencia en la compañía de nuestro mejor amigo.

¿Cuáles son las ventajas de hospedarse en una casa rural para tu compañero canino?

Algunas personas pueden pensar que los perros no tienen problemas para permanecer siempre en casa, pues habitualmente se adaptan a los distintos ambientes y rutinas. Pero los largos periodos que pasan a solas no suelen gustarles. De hecho en ocasiones manifiestan ciertos comportamientos cuando nos separamos de ellos. A pesar de que nos esforzamos en el espacio en que convivimos con ellos se adapte a sus necesidades lo máximo posible, debemos tener claro que ellos prefieren el aire libre y sobretodo nuestra compañía.

Cuando nuestra jornada laboral es extensa, algunos perros sufren estas ausencias, y pueden llegar a padecer estrés, ansiedad e incluso depresión. Estas patologías se deben a distintos factores entre los que destacan la falta de atención, la falta de espacios adecuados y el carácter y las vivencias de cada perro.

Un perro por naturaleza se ve atraído hacia la exploración y la búsqueda, pero desafortunadamente no siempre disponemos de los espacios adecuados, ni podemos proporcionarle los estímulos que necesita en este sentido. Es por eso, que poder relajarnos junto con el en un entorno rural puede ser una gran experiencia.

Algunas de las ventajas de realizar un viaje a un espacio rural, lejos de la contaminación sonora, visual y las distracciones cotidianas son las siguientes:

  • Relajarnos en contacto con la naturaleza.
  • Conocer parajes naturales que nos harán sentirnos bien tanto a nosotros como a nuestra mascota.
  • Disfrutar de un tiempo tranquilo y de calidad junto a nuestra mascota.
  • Disponer de amplios espacios al aire libre, que permitirán a nuestro perro explorar y descubrir nuevo lugares.
  • Estas experiencias de exploración estimulan las capacidades de los perros y les facilitan la socialización, tanto con otros perros como con otras personas.
  • La convivencia en nuevos entornos será una gran experiencia sin duda, para nuestro perro y para toda la familia.

Nuestra recomendación para planificar tu viaje con mascotas

Antes de viajar asegúrate de llevar todo lo necesario para cuidar de tu compañero canino. Te facilitará la preparación del equipaje elaborar una lista con las necesidades de cada miembro de la familia. Puedes ir completando la lista las semanas previas a la salida para ir incorporando poco a poco todo lo necesario. De este modo, no olvidarás nada.

Es importante también planificar el tiempo que durará el viaje y las paradas necesarias hasta llegar al destino. Es obvio que todos necesitaremos algún descanso si el viaje es largo y nuestro perro también. Si eres de los que prefiere hacer los viajes del tirón armate de paciencia y entiende que las paradas son necesarias para estimar las piernas, tomar algún refrigerio y por supuesto usar el baño.

A la hora de hacer tu equipaje, no olvides la cartilla veterinaria de tu perro. Te recomendamos también que busques la clínica veterinaria más cercana en tu destino, por si tuvieses algún percance.

Como ves, viajar con tu mascota es como viajar con cualquier otro miembro de la familia. Tu mejor que nadie sabes lo que necesita. Por lo demás, solo queda disfrutar del viaje.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *